Una reunión con saldo positivo entre el procurador general Jorge Canteros y el abogado Pablo Vianello se realizó ayer en el quinto piso del edificio de la Procuración de calles Brown y López y Planes de la capital chaqueña. Hay grandes avances para costear el traslado de la unidad de perros rastreadores desde Punta Alta y coincidencias en seguir la pista del femicidio por lo que se pedirá cambiar la carátula.

Una reunión con saldo positivo entre el procurador general Jorge Canteros y el abogado Pablo Vianello se realizó ayer en el quinto piso del edificio de la Procuración de calles Brown y López y Planes de la capital chaqueña. La misma fue luego que NORTE informara del interés de la querella de que se convoque a la unidad K9 de Punta Alta para que rastreen nuevos lugares que oportunamente pedirá Vianello. La desaparición de Maira (18) ocurrió el 17 de diciembre de 2016 en Villa Ángela y por lo que hay tres detenidos y tres más imputados pero en libertad.

El procurador general Jorge Canteros y el abogado Pablo Vianello, quien desde que asumió la querella ha logrado avances significativos.

El encuentro entre Canteros y el abogado de Antonia Morán, madre de la joven se dio en un “marco cordial, donde encontré gran apertura y predisposición de parte del procurador”, señaló a NORTE Vianello. Además destacó “el interés del poder judicial del Chaco de llegar a la verdad y he pedido al procurador que se pueda costear el traslado de los perros”, desde la ciudad bonaerense de Punta Alta hasta Villa Ángela.

 

Lo que debe reslverse

En tanto, el representante del Ministerio Público Fiscal y la querella coincidieron en avanzar en un cambio de carátula como posible femicidio, línea investigativa que también dejó clara en su momento el fiscal federal de Sáenz Peña Carlos Sansserri cuando se declaró incompetente y luego el juez de ese mismo fuero Aldo Alurralde, descartándose de plano que Maira haya caído en una red de trata de personas, como al principio se creyó. Vianello considera “importante que se lleve a los tres que están presos y los encubridores a un juicio oral para determinar las responsabilidades y sean condenados por el femicidio”. Insistió que no es necesario para demostrar el crimen que “haya un cuerpo, sabemos de la jurisprudencia existente en el país sobre este tema”.

Por su lado, Canteros explicó que deberá solicitar al presidente del Superior Tribunal de Justicia Rolando Toledo la aprobación del presupuesto para poder cubrir los gastos de traslado de los perros y guías. Por el hecho están con prisión preventiva Rodrigo Silva, su padre Catalino y Gabriel Cáceres. Además, Sergio Coria, Ramón Cáceres y Belén Ledesma se encuentran imputados pero están en libertad.

Fuente: Diario Norte

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »