Yo tengo un amigo en el cielo, es una frase que tu familia acuñó para recordarte, amigo, y la hice mía, porque a pesar de que nos duele tu partida creemos en Dios, y por eso creemos que ya estás en su Reino. Físicamente te has ido hace ya casi un año, pero estás todos los días en nuestras oraciones.

Como olvidar tu “enorme figura” en todo sentido, con esos innegociables valores de honestidad, respeto, tolerancia y amor al prójimo. Siempre dispuesto a tender una mano. Excelente padre de familia, tanto que vivirás para Gime “tu reina” y Fabri “tu gran amigo”, aliado de tu equipazo como lo llamabas a River Plate, el cual era motivo de tus cargadas hacia mi equipo Boca.

Compañero inseparable de esa gran mujer que es Graciela, que todos los días te recuerda con alguna lágrima pero con mucho amor. Ella a pesar del inmenso dolor, sigue adelante por sus hijos, por su casa, por su vida misma.

Como olvidarte amigo, si me parece verte en cada misa, todos los días sentado en los últimos bancos de la iglesia, dando gracias a Dios y pidiendo bendiciones para vos, tu familia y amigos.

Como olvidar amigo las tardes-noches de futbol en el bancario, AMUDOCH y el poli.

Como olvidar amigo, tu ayuda incondicional en mis momentos más difíciles.

Como olvidar amigo, tu intachable trayectoria como “PROFE” de muchas generaciones de jóvenes.

Como olvidar amigo, tu trabajo como DT de equipos juveniles y de primera.

Como olvidar amigo, si lo que soy como Maestro de Educación Física, en parte te lo debo a vos, por todo lo que me enseñaste.

Como olvidar amigo, tu rechazo a la violencia porque uno de tus mayores valores era el respeto por el otro.

Como olvidar amigo, tu amor y tu trabajo por tu querida ARA SUNÚ, de la cual era parte tu hija, a quién acompañaste siempre.

Seguramente me olvido de miles de virtudes más que tuviste y que te hizo ganar la admiración y el respeto de toda la villa.

Cada vez que vamos a visitarte con el Negro Mourglia, otro amigo del alma y en común, nos preguntamos “¿Por qué?” y solo Dios tiene la respuesta. De lo que estamos seguros es que vas a gozar de la paz eterna.

Hace un año te fuiste, pero estas en nuestros recuerdos, en nuestro corazón, intercediendo por nosotros. Te fuiste antes, pero en algún momento nos reencontraremos para compartir el Reino de Dios.

Un abrazo al gran TEO VEGA, el ángel que tengo en el cielo.

Pedro Luis Escobar

DNI: 14.333.062

Villa Ángela - Chaco

Compartir

Comentarios

nicolas orsolini

una gran persona y excelente profesor...tengo los mejores recuerdos de mi etapa de cebollitas y pre mini en el basquet de alvear...realmente se lo extraña...

Responder a este comentario

profe

profe ...pero ante todo una GRAN PERSONA....siempre te recordare como lo que fuiste una GRAN PERSONA

Responder a este comentario

noni pajor

Teo que gran TIPO fuiste, sos y serás. En nuestra retina por siempre

Responder a este comentario
Escribir un comentario »