Se trata de una pistola Bersa calibre 380, los investigadores identificaron al autor del ilícito y no se descarta su pronta captura.

El hecho se registró el fin de semana, un sujeto ingreso a un domicilio y sustrajo desde el interior un arma de fuego. Tomo intervención en el caso de la división Investigaciones. Luego de sus averiguaciones lograron hallar al supuesto autor justo cuando estaba intentando comercializar la pistola. Aunque el sujeto logro escapar los agentes recuperaron el arma.

El sábado en horas de la mañana re registro el robo ocurrido en un domicilio sobre la calle 1 de mayo al 600 aproximadamente, le sustrajeron una pistola Bersa Thunder color negra calibre 380. El propietario se dirigió a la división Investigaciones y realizo la denuncia, aportando para la mejor ilustración de los agentes filmaciones sobre cómo se produjo el hecho. Con los datos aportados los agentes desplegaron sus tareas investigativas.

Ayer obtuvieron desde fuentes fidedignas, que un joven intentaba vender, en el mismo barrio donde ocurrió el robo, un arma similar a la buscada por los agentes. Por ello se dirigieron al lugar a realizar patrullajes. En el lugar se entrevistaron con los vecinos quienes dieron características del vendedor orientando su búsqueda.

En sus recorridas divisaron un sujeto con las mismas características intentaron demorarlo pero este se da a la fuga arrojando en su huida el arma buscada. Allí los agentes procedieron al secuestro de la pistola Bersa Thunder color negra, calibre 380, con su respectivo cargador. Se instruyeron actuaciones judiciales y no se descarta la pronta captura del autor.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »