Preocupación e indignación se daba en la comunidad cuando se conocía sobre la faltante de oxigeno, y como consecuencia de esto, la suspensión de las operaciones de los pacientes que esperaban por un apéndices, ya de varios días. Pero finalmente la respuesta llego y todo habría vuelto a la normalidad.

Finalmente lo que debería ser normal pasó a transformarse en noticia. El oxigeno finalmente ha llegado al Hospital, por lo que se puede reactivar las operaciones, que de hecho a lo largo de la jornada de este jueves se realizaron, y de esta forma la tranquilidad de que ante una urgencia, hay oxigeno suficiente como para poder intervenir al paciente vuelve.

Aunque hay muchos interrogantes sin respuestas hasta el momento, pero la verdad es que la gestión provincial en salud es de una desidia total, y un hospital cabecera en ruinas y sin un insumo vital que se transforma en noticia cuando llega, así lo marcan.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »