La Jueza Federal explicó que las víctimas registradas fueron capturadas bajo propuestas de trabajo y no por secuestro. Niremperger dio precisiones sobre la situación en la provincia. "No es mentira de que nosotros tengamos una región que es de alguna manera el lugar de captación de niñas y mujeres para ser llevadas a otras regiones del país para ser explotadas sexualmente".

 

"Hay un problema mundial, nacional y local con respecto a la trata de personas" dijo la jueza Zunilda Niremperger  que es una de las autoridades más representantivas a nivel provincial sobre lucha contra la trata.  

"No es mentira de que nosotros tengamos una región que es de alguna manera el lugar de captación de niñas y mujeres para ser llevadas a otras regiones del país para ser explotadas sexualmente". La magistrada basó sus dichos sobre casos concretos en los que le tocó intervenir,  dos de ellos ya llegaron a juicio y los acusados fueron condenados por el Tribunal Oral.  

En el marco de la investigación que llevó adelante, pudo tomar contacto con hechos en distintos sitios del país, personal policial y la fuerza interviniente llevaron a cabo relevamientos en los lugares donde realizaron posprocedimientos. "Allí se pudo determinar que en esos lugares había muchísimas chicas llevadas desde Chaco para trabajar en la prostitución".  Por medio de las declaraciones de las víctimas y las declaraciones de testigos reconstruyer el camino: las chicas  salen de la provincia hasta que llegan a los centros de prostitución, pero eso no significa que permanezcan en un lugar determinado. "Pueden ir de Córdoba a Río Gallegos, de Río Gallegos a Buenos Aires, de acuerdo a la necesidad del lugar".  

LA MODALIDAD

Sobre la modalidad que manejan las redes para capturar chicas, de acuerdo a los casos en que intervino, la jueza señaló: "No hubo casos de secuestro, en todos los casos hay un aprovechamiento de la situación de vulnerabilidad o necesidad de las víctimas. Son seducidas con propuestas de trabajo doméstico, algunas con propuestas verdaderas de prostitución y allá la situación se agrava".  

 

Pero también describió otro tipo de caso que ingresó recientemente en el Juzgado: "Tuvimos la denuncia de una chica del interior, pero aún no tenemos demasiados casos específicos ". La denuncia notifica que la joven se dirigía de Hermoso Campo hacia Resistencia, y frente de Casa de Gobierno,  donde tenía que hacer un trámite, fue capturada por un camionero quien le colocó una manta en la cabeza y luego la encerró en la parte trasera del camión. Allí pudo mandar mensajes a su domicilio y a raíz de esto, según cuenta la magistrada, alertaron a toda la Policía de la provincia. Finalmente la chica apareció en un camino vecinal del interior, muy lejos desde donde partió y a gran distancia de Resistencia. "Además de todos esos dichos declaraciones de la chica y la familia nosotros no pudimos constatar el resto de los hechos" afirmó la jueza.  

UN CASO DELICADO

Zunilda Niremperger, jueza actuante de la localidad de Sáenz Peña, contó que en esa localidad han recibido denuncias de madres de menores sobre vehículos que las perseguían. "Vinieron a hacer la denuncia porque tenían miedo de que quieran secuestrarlas, nosotros eso no llegamos a comprobarlo".  

Analizando esas situaciones que se dan en torno al delito de la explotación sexual, Niremperger manifestó: "El problema del tema de la trata es algo muy grave, que es verdad y que existe. Pero que también mucha gente inventa historias, entonces ponen en movimiento todo el aparato judicial y en algunos casos termina siendo un problema de la adolescente. Pero eso también hay  que tratarlo con prudencia, porque si nosotros pensamos que la mayoría de los casos son inventos de adolescentes, nos vamos a cruzar de brazos como lo hicimos toda la vida y como la policía hacía siempre cuando desaparecía una chica".  

 

"PREVENIDOS SIN PÁNICO SOCIAL"

En las últimas semanas la sociedad se vio conmocionada por las denuncias de intento de secuestro y el crimen de Tatiana Kolodziez, casos que la opinión pública vinculó con trata de personas. La jueza que tuvo contacto directo con estas situaciones resaltó: "La mayor parte de los casos que se vieron en la provincia, llegaron al tribunal y de los que tengo conocimiento en general de la provincia, que no son tantos, son por seducción y no por secuestro". No obstante enfatizó que esto no significa "descartar la otra situación (secuestros) y de hecho no debe hacerse".

"El problema es que ante esta visibilización de la trata de personas, que siempre existió pero hoy estamos tomando conciencia, hay que estar prevenidos pero no por eso que haya un pánico social. Los cuidados deben estar siempre".     

Fuente: Diariochaco.com

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »