Al tiempo que se reactivó el Proyecto y los anuncios de la Cuenca Láctea en Villa Ángela, los pequeños chacareros que integran la iniciativa hace 5 años insisten en que “hay que potenciar al productor”, ver sus necesidades, visitar los campos y brindarle logística necesaria para que el emprendimiento verdaderamente funcione. Juan Kazmer asegura que en este momento en la ciudad tal vez no se llegue a los 1000 litros de leche diarios.

Auspiciosamente el proyecto de la Cuenca Láctea volvió a reactivarse-luego de varios meses de inactividad-, producto de una decisión política del Ministro de Gabinete de Nación, tal y como lo indicaron funcionarios nacionales en una visita a los edificios donde funcionará la planta de elaboración de leche en Villa Ángela. Fue esta semana cuando se realizó una reunión entre funcionarios nacionales y provinciales con productores para presentar el programa Cambio Rural II en el municipio de la ciudad. El programa ofrece herramientas técnicas y económicas a productores rurales en diferentes actividades. El mismo día, pero horas más tarde los mismos funcionarios nacionales se reunieron con el Ministro de la Producción del Chaco para informar que entre el 15 y el 20 de marzo estaría el equipamiento para la Planta Láctea.

Esta mañana, desde Fm En Contacto 101.7 Mhz se convocó a Juan Kazmer, un pequeño productor minifundista que vive en el campo- específicamente en el lote 10- para hablar del proyecto de la Cuenca Láctea, dado que es uno de los chacareros que integra la iniciativa desde el principio, hace 5 años y quién más produce en la zona. Juan no solo tiene vacas, sino que su producción es diversificada, siempre hortalizas, zapallos, cría de porcinos, industrializa la leche (180 litros diarios) con los que se elaboran quesos saborizados, comunes, cremas, manteca, ricota, dulce de leche. Todo, de forma artesanal y casi exclusivamente con mano de obra familiar.

Antes de iniciar la charla sobre la Cuenca Láctea, Kazmer aclara que es “afiliado al peronismo desde el año 70, de aquella época cuando bajaba un helicóptero verde  por el campo y uno tenía que dormir en el monte, cosa que el oficialismo de hoy no sabe. Esto lo aclaro para evitar ciertas apreciaciones del gobierno local” informa.

Sobre la Cuenca Láctea dice: “Este proyecto es un desafío muy grande porque también tengo conocimiento de zonas tamberas donde el productor de menos de 100 hectáreas ya no puede seguir en el rubro. Entonces, este desafío hay que encararlo con seriedad” comenta y cuenta su realidad “en nuestra chacra activamos todos los sectores, lácteo, hortalizas, caprinos, porcinos. Entonces cuando vendo una partida de lechones puedo comprar una vaca de una genética buena y así sucesivamente” comentó.

Además, a modo de experiencia y trabajo con las instituciones explicó que se encuentra en “el tema de Agricultura Familiar, tengo mi ficha de afiliación, estoy en contacto con el INTA, estoy en el consejo asesor, en la comisión interfería de la provincia. Pero Agricultura Familiar solo está en folletos porque todavía no hay presupuesto porque en la práctica no hay fondos, no hay desembolsos”.

En el tema de la Planta Láctea comenta “están terminando la Planta Procesadora que está muy bien. Pero está la otra parte, saber cuál es el potencial de producción. Nadie fue a los campos a verificar cual es el potencial de producción (a 5 años del inicio del proyecto de la Cuenca Láctea). Solo repartieron algunas maquinitas, pero no vieron que condiciones de agua tienen, ni el sistema de electrificación rural. Tampoco observaron el apotreramiento de los campos. Entonces, hay que potenciar al productor y después entregarle la vaca de buena genética y ahí se va a comenzar porque tendremos la Usina Láctea, pero no vamos a tener producción” asegura.

Luego menciona que en su zona “dudo que llegue a los 1000 litros (mil litros) de leche diarios, cuando es una planta para 10 mil. Por otro lado, Villa Berthet se corto solo, está por hacer su propia Planta Procesadora de Leche Pasteurizada para su pueblo. Entonces, estamos a la deriva. Yo quisiera que haya técnicos que conozcan de la cuestión, porque no nos sirve el folleto. No se si no tienen presupuesto, si no tienen transporte, pero están fuera de foco” dijo Kazmer.

Respecto al programa Cambio Rural II, el productor dijo “que se va a potenciar más las actividades rurales. Va haber desembolso en forma grupal, alguna línea de crédito y fomento. Está bien la iniciativa si llega todo donde corresponde y en tiempo y forma, pero el productor necesita que su producto sea rentable, que no trabaje a perdida. No nos gustaría que le ocurra lo mismo que a Retagra en la década del 70 en Charata que quebró porque SanCor metió sus productos en la zona a un bajo costo y en tres meses los fulminó” recordó.

Es por eso que Kazmer insiste: “Hay que potenciar al productor. Salir a hacer una encuesta para ver cuántos litros de leche se van a producir, preguntar qué es lo que necesita el productor? Porque se hizo un relevamiento, pero por arriba nada más. Mi campo necesita un potrero en condiciones, tener la cantidad y calidad de agua diaria, una enfriadora de leche porque cuando no se puede salir a la ruta cuando llueve, energía, etc. Hay que tomarlo en serio, los técnicos tienen que estar todas las semanas, visitando los campos, brindando cosas”.

Por otro lado plantea la necesidad de tener logística acorde. “Tal vez se llegue al objetivo, pero va a ser muy complicado. Acá se lanzó muy a la bartola, entonces tenemos que potenciar al productor y después ver como seguimos. Arrancar con pequeña escala y después ir aumentando. Los invito a los funcionarios a que visiten el campo, comemos un asado y charlamos, necesitamos que se acerquen a las chacras” finalizo el productor de 62 años que pretende que el proyecto de la Cuenca Láctea verdaderamente funcione porque quiere que su hijo se mantenga en el campo. 

Fuente: Fm En Contacto 101.7 Mhz "Contacto Matinal"

Foto: Primera Línea 

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »